Thursday, 18 November 2010

¿En qué momento "¿Cómo estás?" pasó a significar "Hola"?

Me pasa a cada rato y seguramente a ustedes también:

Yo: Hola
Persona X: Hola, ¿Cómo estás?
Yo: Bien ¿y tú?
Persona X: Bien.
*Fin de la conversación*


Oye... no es que yo quiera escuchar un inventario detallado de tus emocionantes aventuras del último mes, pero "bien" no me dice gran cosa de cómo estás.
Del mismo modo, no creo que para tí sea muy informativo escuchar que yo también estoy "bien", o "chévere" o "todo fino".


Sin embargo, la gente no se
espera realmente una respuesta; últimamente, "¿Cómo estás?" es una cosa que se pega del "Hola" pero se dice por decirla, como cuando uno se encuentra con un tío que tiene tiempo sin ver y te pregunta:



Tío: ¿Y en qué semestre es que estás tú?
Tú: Séptimo.
Tío: Coye vale, ya estás casi listo.
(si dices un número de quinto hacia atrás, te dicen "coye vale, ahora es que te falta).




Eso sí, no todos los "¿Cómo estás?" son igual
es...


El caminado: En este caso las personas vienen caminando en direcciones opuestas y se encuentran (tal vez en la calle, o en el pasillo de un centro comercial), pero no dejan de caminar y se saludan.

Es
comprensible que no se detengan a conversar si van apurados, pero el cómo estás caminado les permite intercambiar más que "Hola" + "Épale".




El incómodo: Las personas se detienen, tal vez incluso andan en grupo, y después del dialoguito en cuestión, nadie se va, pero nadie dice nada.
Es incómodo porque pone en evidencia que no tienen nada que decirse.

Persona A: Hola
Persona B: Hola, ¿Cómo estás?
Persona A: Bien ¿y tú?
Persona X: Bien, vale.
Persona A: Eh... que chévere.
Persona X: Eh... bueno, chao *besitos falsos en los cachetes*.



El de Internet: Ya sea por messenger, el chat de Facebook o cualquier otra forma de conversación on line, es un saludo que...

a) Sirve de preámbulo para alguien que quiere preguntar/pedir/recordar algo, pero no quiere ser tan boleta de llegar:

Persona A dice: Hola, mira una pregunta: ¿El parcial es mañana?
Persona B dice: No, el martes.

Así que hace su saludación de rutina.
Ojo, si no sabe en qué momento cortar el saludo y se queda demasiado tiempo en conversación de cortesía, llega un momento en que la cosa se pone como rara:


Persona A dice: Hola ¿Cómo estás?
Persona X dice: Bien, vale ¿y tú?.
Persona A dice: Chévere ¿Y la familia?
Persona X dice: en la casa, como siempre.
Persona A dice: ¿Y qué me cuentas?
Persona X dice: Bueno, nada, trabajandito/estudiando/nada nuevo.
Persona A dice: Oye, ¿Y vas a hacer algo en Navidad?
Persona X dice: No sé...
Persona A dice: ¿Y qué más has hecho?
Persona X dice: ¿Y esto cuándo se volvió interrogatorio?
*Fin de la conversación*


b) Lo dice alguien que quería conversar pero se tarda tanto en decir algo que uno cree que se fue, o quería decornos algo y luego de saludar se arrepintió y se hizo el loco.

Nunca falta el distraído que te pregunta primero cómo estás y le dices "Bien, ¿y tú?" y te dice "Chévere, ¿y tú?". Si ambos andan en la Luna, esto se puede repetir indefinidamente.



Ahora, ¿realmente queremos saber en detalle cómo está la gente cuando hacemos esa pregunta?
¿Queremos enterarnos si le
sacaron las cordales, debe plata, está muy estresado por un artículo sobre el calentamientamiento global que leyó esa mañana, le cayó mal un perro caliente o se siente mortificado porque no le va a dar tiempo de sacar el proceso CADIVI?

Persona A dice: Hola ¿Cómo estás?
Persona X dice: Bueno, la verdad es que me duele burda la espalda, yo creo que es por la postura. Como trabajo todo el día en la computadora... Ay chamo, me da cosa que me vaya a dar el Síndrome del tunel caterpilar ese, o como se llame. De paso, esta mañana me cortaron el teléfono y ando vuelto un ocho.
¿Y tú?

Persona A dice: Aquí, preocupada porque antier robaron al vecino de enfrente y tú sabes que a uno esas cosas lo ponen medio paranóico, además, vengo saliendo de una gripe horrorosa, hasta pensé que era dengue o algo así, seis días tirada en una cama. Menos mal, al menos, que fue ahorita y no en diciembre.

*Continúan conversando un raaaato, intercambian remedios caseros, se preguntan si la acupuntura los puede ayudar, quedan en tomarse un cafecito el fin de semana y le mandan saludos al árbol genealógico cercano*



Tal vez el diálogo anterior pueda parecer insoportable en un principio, pero al menos me da la impresión de que esas dos personas imaginarias que inventé para el ejemplo, verdaderamente se interesan la una por la otra. De hecho, hasta hace un tiempo, eso era el rumbo normal de una conversación en la que la gente se preguntaba mutuamente (bueno, tal vez no tan achacosos, pero cómo estásyou get the idea).

Yo normalmente trato de llevar la cuestión a un punto intermedio, no creo que haya que decir "bien" por decirlo -sobre todo cuando uno está "mal"-. Creo que unas tres o cuatro palabras que den una idea general de cómo está uno son lo mejor:

Persona A dice: Hola ¿Cómo estás?
Persona X dice: Chévere, regresando del cine.
Ahí ahí, demasiado trabajo.
Normal, esperando a Persona B.

Etc...

En fin, lo importante es preguntarlo nada más si nos importa, así sea sólo un poquito, ya sea que nos digan "bien" o nos den una mini charla sobre el fin de semana.

Y ya que me preguntan cómo estoy, jejeje, es mi cumpleaños :)

2 comments:

Andy said...

La verdad es que la gente ahora como que es mas fria, o siempre esta apurada (o viendo el "#$/(%& Blackberry y no te paran ni media)...

Deberian ser como tus dos personajes ficticios, esos dos como que si se interesan el uno por el otro!

Y feilz cumpleaños!!!!!!

-nonesi

Gustavo said...

Esta como para hacer un Stand up!

otro dia puedes hacer una de las tipicas despedidas: "cuidate", "que te vaya bien", "tamos hablando"... aunque seria intentar con la misma formula.

Espero te siga llegando la inspiracion para leerte otro dia!